En una de las jornadas más emotivas de la Feria Internacional del Libro de Santa Cruz de la Sierra, la Editorial-Imprenta El País celebró sus 40 años de historia, destacándose como una de las casas que «apuesta por el valor del libro y el conocimiento», como lo dijo Reymi Ferreira, uno de los invitados a la ceremonia que se realizó la noche del domingo 2 de junio.

La celebración tuvo como protagonista a Carlos Hugo Molina, que recibió el Premio Fuerza 2013, distinción que El País entrega anualmente a aquellos personajes que se destacan en el ámbito de la cultura y las letras.

«Es una sorpresa… No me lo esperaba. Gracias de verdad. Soy parte de la casa y así me siento», dijo Molina al momento de recibir la estatuilla del Premio Fuerza.

Molina fue galardonado en una ceremonia que contó con la presencia de más de 300 personas. La distinción le fue entregada de manera sorpresiva, pocos minutos después de haber presentado la tercera edición de su obra «Con olor a pujusó» y de dar a conocer un nuevo título: «Base ideológica del desarrollo cruceño».

Molina es uno de los intelectuales más destacados de Santa Cruz y el país, reconocido por su rol en diferentes ámbitos de la política, la cultura y la ciudadanía.

«Es una persona multifacética, cuyo rol abarca diferentes ámbitos», dijo Maggy Talavera, directora del Semanario Uno.

Editorial-Imprenta El País tiene sus orígenes en el emprendimiento de los tres hermanos Serrano Torrico: Servando, René y Benjamín.

Originalmente ellos abrieron la Editorial Serrano en Cochabamba, en 1967. Años después, René y Benjamín se trasladaron a Santa Cruz de la Sierra y en 1973 le dieron vida a Editorial-Imprenta El País, casa que se ha convertido en una de las principales impulsoras de las letras en nuestro país.